Acto Homenaje a Alfredo

Descargar Pdf

Los expertos coinciden en señalar que un pilar fundamental del desarrollo local es poner en valor los recursos propios. Ayer tuvimos la enorme suerte de disfrutar de un día muy especial y emotivo poniendo en valor a uno de nuestros recursos: el vecino Alfredo Chaparro Brioso. Le rendimos un homenaje por ser una persona que pese a tener unos inicios muy complicados, con un entorno familiar delicado y unas capacidades intelectuales especiales (que no discapacidad o minusvalía), consiguió salir adelante gracias a su esfuerzo y afán de superación, aprovechando las oportunidades que le brinda la Asociación Paz y Bien y la Fundación Tutelar TAU. Hoy es una persona plenamente integrada, con un empleo y viviendo prácticamente de manera autónoma. Ha hecho este recorrido siempre con una sonrisa, con alegría, en el convencimiento de que querer es poder. Además siempre tiene presente sus raíces cañeteras, hablándole de su pueblo a todo el mundo. Es un ejemplo de inclusión social y un embajador de Cañaveral de León allá donde va, por lo que entendemos que el homenaje y el reconocimiento es más que merecido.

El acto fue muy emotivo, y aunque todos los asistentes soltamos algunas lágrimas fueron de alegría. Comenzó con un vídeo de Alfredo leyendo un poema, el cual fue el origen de este homenaje. Así, un tiempo atrás nuestro compañero Tato (Jesús García Sánchez), miembro de este Equipo de Gobierno, recibió dicho vídeo y le dijeron que a Alfredo le gustaría leer el poema en el pueblo. Tras la proyección del vídeo hubo una intervención de nuestra Alcaldesa, de Rafael Pozo Bascón (fundador de la Asociación Paz y Bien y de la Fundación Tutelar TAU) y del propio Alfredo. A continuación se proyectó un vídeo del paso de Alfredo por estas entidades, y otro de alguien muy especial para todos los cañeteros: el cura Vicente. Fue quien gestionó la entrada de Alfredo en Paz y Bien, y desde Perú, donde desde hace años está como misionero, quiso enviarle un mensaje. Además, como sorpresa para todos, y gracias a las nuevas tecnologías, Vicente se hizo presente manteniendo una videoconferencia en directo con el homenajeado.

Sin acabar de digerir las emociones del contacto con Vicente el acto continuó con la intervención de las diversas entidades locales, que se han volcado en el homenaje y le hicieron diversos regalos a Alfredo. Así, tanto la Hermandad de Santa Marina como la de San Sebastián, además del grupo de Los Pastorcitos de Fátima, le hicieron entrega de una medalla. La Sociedad de Cazadores “Coto Cañaverales” le entregó un abrigo serigrafiado. El Colegio Público Rural Adersa IV preparó un texto de reconocimiento que fue leído por una de las alumnas, y la maestra Marisa le entregó una revista y un marco con distintas fotos del paso de Alfredo por el cole. Los amigos de la infancia también redactaron un texto recordando los momentos compartidos y el cariño que siguen manteniendo. El Centro de Adultos igualmente preparó un escrito poniendo en valor la capacidad de superación de Alfredo y el importante papel jugado en su día por su abuela para que acabara vinculado a la Asociación Paz y Bien y la Fundación Tutelar TAU, precisamente por intermediación del cura Vicente. Nuestro poeta local, Juan José Luna García, pese a no poder asistir por razones laborales, igualmente quiso participar en el homenaje enviando un mensaje de audio y regalándole 2 de sus libros.

Continuamos con 2 espectáculos de baile, a cargo del Taller de baile flamenco de los niños del pueblo y del grupo de Paz y Bien. Destacar que pese a que la profesora del Taller flamenco no podía asistir por razones de agenda, una madre se hizo responsable de la actuación, e incluso una de las niñas de Hinojales también participó.

El acto finalizó con la entrega de obsequios institucionales por parte del Ayuntamiento. Contamos con José Brioso, tío de Alfredo, para entregarle una placa. Además le regalamos un cartel y mochila de nuestra Estela Diademada (una piedra tallada de unos 4.000 años de antigüedad, de la Edad de Bronce, descubierta el 17/04/2018 mientras realizábamos obras en un camino municipal, siendo la primera de estas características en la provincia), unas pulseras y pin, y una bandera del pueblo, cerrando el homenaje con el canto del himno cañetero.

Terminada la parte más institucional del homenaje tuvimos una comida popular. Por cuestiones climatológicas la celebramos en el Club Social, sede del grupo de voluntarios Puertas Abiertas, quien regaló para el acto 2 jamones, que fueron cortados por Juan (“Viruta”). Además Mª Carmen Moya y María José (“la de Arroyo”) hicieron unos deliciosos roscos para la merienda. Asimismo diversos vecinos han hecho donativos para contribuir a cubrir los gastos de la comida, y también la Fundación Tutelar TAU. Igualmente diversas personas colaboraron en cuestiones logísticas para atender a los comensales, sirviéndoles las comidas y bebidas.

La despedida fue también muy emotiva, con muchos besos, lágrimas alegres y cantos como “no te vayas todavía…” o “adiós con el corazón…”.

Nos sentimos tremendamente orgullosos de cómo el pueblo se ha volcado para que Alfredo haya podido disfrutar de un homenaje más que merecido. La respuesta de los cañeteros es muestra del enorme cariño que le tenemos, y del reconocimiento a su capacidad de superación. Millones de gracias a la Asociación Paz y Bien y a la Fundación Tutelar TAU por haberse volcado igualmente en el acto.

Nos volveremos a ver pronto Alfredo, en TU PUEBLO.

Compartimos unas fotos del acto, facilitadas por diversos vecinos. Agradeceríamos que cualquier persona que tenga fotos y/o vídeos contacte con nosotros y nos facilite ese material para igualmente compartirlo.

SEGUIMOS... disfrutando de nuestro pueblo y su gente.